Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación.Más informaciónAceptar

Como cuidar sus joyas

Instrucciones para cuidar tus joyas

Las joyas de Zignia Design son totalmente artesanales, diseñadas y creadas por mí en mi estudio de Barcelona. Están hechas a mano a partir de metales naturales como la plata, latón y cobre, y de arcilla polimérica, que es una arcilla de origen no mineral. Hemos invertido tiempo, esfuerzo y un sinfín de pruebas para lograr la más alta calidad y un acabado muy cuidado en nuestros diseños. Al mismo tiempo, las imperfecciones de los materiales son deliberadamente una característica más de la singularidad de esta pieza artesanal, de su vida y de su aspecto. Si encuentra uno, aprécielo como un tesoro porque esta singularidad va a significar que no hay otra joya como la suya.

Las superficies, pátinas o recubrimientos cambian continuamente, revelando nuevas facetas de cada pieza. Este proceso natural se diferencia en variaciones de tiempo e intensidad en función de qué tipo de viaje emprenda usted con la joya Zignia que ha adquirido

Nuestros diseños están destinados a ser lucidos, es cuando van a adquirir vida, y no a permanecer en una vitrina o cajón. Los materiales utilizados son de la más alta calidad y si se tratan bien, durará toda la vida.

Hay algunas cosas que usted puede hacer para cuidar sus joyas y asegurarse que se mantiene en buen estado.

  • Los metales nobles o no -plata, latón, cobre ...- son elementos naturales. HUMEDAD y ciertas sustancias químicas que se encuentran en productos de limpieza domésticos (por ejemplo, lejía), piscinas, jabón y cosméticos pueden empañar o dañar su pieza. Le recomendamos que no utilice sus joyas cuando esté en contacto con estas sustancias químicas.
  • Los cambios fuertes de temperatura pueden producir cambios en la superficie o bien, estropear su pieza. Por favor, no la exponga a altas temperaturas, como saunas, radiadores o la luz solar concentrada.
  • Si es posible debería evitar impactos a su pieza. Algunos metales son relativamente blandos en cuanto a recibir impactos en la superficie. La arcilla polimérica, aunque no es un material extremadamente delicado, puede quebrarse por un golpe. No obstante cabe decir que algunas pequeñas imperfecciones pueden simplemente hacer que la pieza sea aún más interesante
  • Colóquese su joya como toque final, una vez esté listo.
  • Limpie suavemente la pieza con un paño suave después de cada uso para liberarla de maquillaje y aceites (de la piel).
  • Seque cuidadosamente su pieza después de una exposición al agua: la humedad puede causar daños en terminales y fornituras.
  • Trate con delicadeza la pieza al guardarla si tiene cadenas, cordón o cables.

A la hora de cuidar su joyas tenga en cuenta que la plata, el cobre y el latón se oxidan naturalmente y tienden a ennegrecerse o bien a amarillear con el paso del tiempo. Este es un proceso normal y completamente natural de la pieza. A veces he creado deliberadamente tanto en las piezas de arcilla polimérica como en las piezas metálicas un efecto desgastado o envejecido para ofrecer al diseño de la pieza un acabado único y excepcional. Al igual que unos pantalones tejanos cuyo color se va desvaneciendo con el lavado, este acabado o pátina, se desvanece con el tiempo sin manchar su ropa ni su piel. Este proceso difiere en tiempo e intensidad según se usa la pieza. Ciertos productos químicos en perfumes y cosméticos o roces por trabajo manual acelerará este proceso. A cambio, su joya reflejará su estilo de vida y llegará a ser tan única como es usted. En cuanto a las piezas de latón chapadas en oro, aunque es un chapado consistente finalmente podría desvanecerse paulatinamente, aunque lentamente.

Cuidar sus joyas de acuerdo con su acabado

Incluso con cuidado, el metal se oxida en contacto con el aire y tiende ennegrecerse o amarillear. En estos casos, siga las instrucciones que le relatamos para mantener los metales de nuestras piezas con la mejor apariencia posible.

Limpieza de la pieza según el material y el acabado:

En general, es aconsejable limpiar a fondo cada pieza de joyería con un paño suave y limpio, tan pronto como usted la quite. El objetivo es eliminar cualquier contaminante de aceite, sal o ácido y secar la pieza. Para una solución rápida sin embargo también puede simplemente tomar su pieza y limpiarla con un poco de agua jabonosa y un cepillo muy suave. Enjuague y seque con un paño suave inmediatamente. Para más brillo utilizar una microfibra o un paño de algodón 100% para pulir su pieza. Papel, poliéster, y tejidos gruesos pueden contener madera u otras fibras que pueden causar pequeños rasguños en la superficie de plata fina. Un buen consejo es frotar suavemente la pieza en líneas rectas, no en círculos.

Plata mate

Limpiador de plata específico.

Plata pulida

Limpieza básica: Agua y jabón de pH neutro.

Limpieza de superficies: limpiador específico

Plata oxidada

  • Superficie coloreada químicamente.
  • Evite arañazos y rasguños, como la pátina se aplica sólo a la superficie exterior de la pieza.
  • Limpiar con agua caliente, una pequeña cantidad de jabón de pH neutro y un paño -algodón 100%.

Negro-plateada

  • Superficie coloreada químicamente.
  • Evite arañazos y rasguños, como la pátina se aplica sólo a la superficie exterior de la pieza.
  • Limpiar con agua caliente, una pequeña cantidad de jabón de pH neutro y un paño -algodón 100%.

Chapado en oro en latón o en plata

  • Chapado en oro superficie.
  • Evite arañazos y rasguños, que el proceso de chapado se aplica sólo a la superficie de la pieza.
  • Limpiar con agua caliente, una pequeña cantidad de jabón de pH neutro y un paño -algodón 100%.

Latón - cobre

  • Superficie tratada químicamente.
  • Evite arañazos y rasguños, como la pátina se aplica sólo a la superficie exterior de la pieza.
  • Limpiar con agua caliente, una pequeña cantidad de jabón de pH neutro y un paño -algodón 100%.